Fotografias

Alemania en 1990


Reunificación de Alemania
Reunificación de Alemania

Con el acceso al poder de Mijaíl Gorbachov en la Unión Soviética, a finales de la década de 1980, los regímenes comunistas de Europa del Este empezaron a perder el control sobre su población. El gobierno de Alemania Oriental cayó en 1989, un hecho que alteró profundamente las relaciones entre las dos Alemanias. Con la caída del muro de Berlín y otras barreras emigratorias, más de 200.000 alemanes orientales entraron en Alemania Occidental, cuyo gobierno no sólo ayudó a los nuevos inmigrantes sino que también asignó una gran cantidad de capital para apuntalar la economía de Alemania Oriental. Ambas Alemanias realizaron la unión económica y monetaria en julio de 1990, y en octubre se disolvió la República Democrática Alemana y todos sus ciudadanos se convirtieron en súbditos de la República Federal de Alemania, tras haberse notificado en los parlamentos de ambos países el Tratado de Unificación.

La coalición dirigida por Helmut Kohl (canciller federal en Alemania Occidental desde 1982) consiguió la victoria en las elecciones que se celebraron en los antiguos estados en diciembre de 1990. El renovado Bundestag, que representaba ya a la Alemania unificada, hizo de Berlín la capital alemana el 20 de junio de 1991.

La transferencia de la administración desde Bonn se espera que sea completada en el año 2003, aunque algunas oficinas gubernamentales se mantendrán en la antigua capital federal.

Cambios económicos


Si la reunificación (Die Wende, o 'el cambio') permitió el reencuentro de familias y amigos separados durante mucho tiempo, también supuso numerosos problemas sociales y económicos (escasez de viviendas, huelgas y manifestaciones, desempleo, aumento de la delincuencia y de la violencia de extrema derecha contra la presencia de extranjeros). Los déficit presupuestarios causados por la unificación y el empeoramiento económico debido a una recesión implicaron mayores impuestos, la reducción de las ayudas públicas, la privatización de empresas y los recortes en los servicios sociales. Mientras se incrementaba el mercado para los productos de consumo, la reunificación afectó a la pujanza y competitividad de la economía alemana. Se evidenciaba un abismo entre las dos Alemanias en los niveles de vida, rendimiento industrial e infraestructuras; muchos alemanes orientales se sintieron ciudadanos de segunda clase, marginados por los occidentales, pero buena parte de éstos consideraba a su vez que estaba sacrificando sus niveles de vida para mantener a los orientales.

La cuestión de la inmigración


Uno de los más significativos problemas de la sociedad alemana era la existencia en su seno de determinados sectores con actitudes xenófobas, lo que, en su límite extremo, se traducía en ocasiones en ataques contra residentes extranjeros. Desde el final de la II Guerra Mundial, Alemania Occidental solventó su escasez de mano de obra permitiendo la entrada de emigrantes (oficialmente denominados “trabajadores invitados”) para residir y trabajar en el país. Estos trabajadores, muchos procedentes de Turquía y de otros países mediterráneos como Grecia o España, trajeron o formaron familias en Alemania Occidental, pero no pudieron adquirir la ciudadanía alemana. En la década de 1990, Alemania contaba con casi dos millones de trabajadores extranjeros; además, 440.000 exiliados solicitaron entrar en el país en 1992, un incremento del 71% respecto a 1991 (de éstos, 122.666 procedían de la antigua Yugoslavia). En 1992 se registraron unos 2.300 ataques contra extranjeros; en 1993, la cifra fue de unos 1.300 y ese mismo año murieron ocho personas por la violencia de la extrema derecha, descendiendo respecto a los 17 que se produjeron en 1992. Los ataques a los judíos descendieron, pero los ataques sobre las personas sin hogar y las discapacitadas se duplicaron, desde 145 hasta 324 en el mismo periodo. Hubo manifestaciones masivas que protestaron contra esta violencia de la extrema derecha, por lo que el gobierno incrementó sus actividades contra el neonazismo. En mayo de 1993, el Parlamento alemán aprobó limitaciones de asilo para los extranjeros en Alemania, que fueron efectivas a partir del 1 de julio de 1993. Desde junio hasta julio de ese año decrecieron un 34% las solicitudes de asilo a Alemania. "Alemania" © Escrito por Emmanuel BUCHOT y Encarta

Fotos de los países europeos para visitar

Imágenes de Turquía

Turquía

Fotos Informaciones

Fotos de la República Checa

República Checa

Fotos Informaciones

imágenes de Hungría

Hungría

Fotos Informaciones

Fotos España

Fotos España

Fotos Informaciones

Fotos de Croacia

Fotos de Croacia

Fotos Informaciones

Fotos de Alemania

Alemania

Fotos Informaciones

Fotos de Portugal

Portugal

Fotos Informaciones

Imagenes de Grecia

Imagenes de Grecia

Fotos Informaciones

Fotos de Inglaterra

Inglaterra

Fotos Informaciones

imágenes de Holanda

imágenes Holanda

Fotos Informaciones

Imágenes de Dinamarca

Dinamarca

Fotos Informaciones

Fotos de países de Asia para visitar

Imaganes India

Imagenes India

Fotos Informaciones India

Imagenes Vietnam

Imagenes Vietnam

Fotos Informaciones Vietnam

Imagenes China

Imagenes China

Fotos Informaciones China

Fotos de Hong Kong

Fotos Hong Kong

Fotos Informaciones Hong Kong

Imágenes de Corea del Sur

Corea del Sur

Fotos Informaciones Corea

Imágenes de Camboya

Imágenes Camboya

Fotos Informaciones Camboya

Imágenes de Japón

Imágenes de Japón

Fotos Informaciones Japon

Imágenes de Tailandia

Imágenes Tailandia

Fotos Informaciones Tailandia

Imágenes de Taiwán

Imágenes de Taiwán

Fotos Informaciones Taiwan

Información sitio web