Fotografias

El principio de la historia de Tunez


Tourbet el Bey Tunez
Tourbet el Bey Tunez. Foto E. Buchot

En los primeros años de su historia, la región conocida hoy como Túnez formó parte del territorio de Cartago (antigua véase Cartago). Según la tradición, los comerciantes fenicios, fundaron aquí la moderna ciudad de Cartago en el 814 a.C. al noreste de la actual Túnez. Durante los siglos posteriores, Cartago pasó a ser centro de un poderoso imperio que comprendía la mayor parte del norte de África, la parte meridional de la península Ibérica, Cerdeña y algunas zonas de Sicilia.

A principios del 264 a.C. Cartago entró en guerra con Roma entonces en expansión, dando lugar a las Guerras Púnicas. En la tercera de ellas (149-146 a.C.), Roma venció a los cartagineses y destruyó totalmente su capital. Del siglo II a.C. al V d.C. la mayor parte de la región que hoy constituye Túnez, fue parte de la provincia romana llamada África. Durante este último siglo, la tribu germánica de los vándalos cruzó el Mediterráneo después de haber atravesado la península Ibérica y se hizo con el control de la provincia. Tras un siglo de gobierno vándalo (desde el 430 hasta el 534), la región fue conquistada por el Imperio bizantino gracias a la labor del general Belisario. En el siglo VII, la región del Magreb fue ocupada por los árabes, que introdujeron el islam.

Su presencia se mantuvo hasta principios del XVI, periodo durante el que la cultura romano-cristiana se vio reemplazada por un modo de vida musulmán. A lo largo de la era musulmana, se sucedieron distintas dinastías en el poder, entre las que destacaron la de los aglabíes (800-909), los fatimíes (909-973) y los ziríes (siglo X).

La hegemonia arabe, Espanola y Turca


Administracion tunecina
Administracion tunecina. Foto E. Buchot

En la última fase del siglo XII, los normandos dirigidos por el rey siciliano Roger II, ocuparon durante algún tiempo unos cuantos puntos costeros importantes. Los árabes volvieron a ocupar la región en ese mismo siglo, y las dinastías de los almorávides, almohades (siglo XII) y hafsíes (1228-1574) se sucedieron en el poder.

La supremacía política árabe tocó a su fin a principios del siglo XV. En 1534, el pirata mediterráneo Barbarroja (Jayr ad-Din 1483-1546?) ocupó la ciudad de Túnez, pero fue expulsado por las fuerzas del emperador español Carlos I (V del Sacro Imperio Romano) en el año siguiente. La dominación española de Túnez, fue breve; en 1574, el Imperio otomano se hizo con la hegemonía de la región. Bajo su gobierno, el país conoció un periodo de relativa estabilidad hasta 1881. La administración imperial fue desarrollada por administradores nativos, conocidos desde 1705 como beys. El primero de ellos, al-Husayn ibn Alí (reinado 1705-1740), fundó la dinastía de los Husain, bajo cuyo gobierno el país consiguió un relativo grado de autonomía y una gran prosperidad.

La piratería fue una actividad que consiguió su florecimiento bajo los auspicios de la dinastía de los Husain. A finales del siglo XVII y principios del XVIII, un gran número de estados mediterráneos pagaban tributos de forma regular al gobierno tunecino para proteger de posibles ataques a sus flotas en el Mediterráneo.

La pirateria


Esta situación cambió a comienzos del siglo XIX cuando la acción conjunta de varios países occidentales acabó con las bases corsarias de Túnez y de otras situadas a lo largo de la llamada costa de Berbería, al norte de África. Como resultado de la pérdida de los ingresos procedentes de los actos de piratería, el gobierno de Túnez se vio envuelto en enormes deudas, a las que contribuyeron las incontroladas extravagancias personales de los beys y los gastos para sofocar las frecuentes revueltas internas. Los principales acreedores de Túnez fueron Francia y Gran Bretaña quienes tenían ambiciones imperialistas en el norte de África. En 1830, Francia conquistó y anexionó Argelia.

En el Congreso de Berlín de 1878, Francia permitió a Gran Bretaña ocupar la isla mediterránea de Chipre a cambio de ver reconocidos sus intereses en Túnez. En 1881, el ejército francés ocupó el país con el fin de subyugar a las tribus que dificultaban la presencia francesa en Argelia. El 12 de mayo de 1881, el bey regente firmó el Tratado de Kasser Said (conocido como el Tratado de Bardo) por el cual Túnez pasaba a estar bajo protectorado francés. En 1883 ambos países firmaron la Convención de Marsa. "Marruecos," © Escrito por Emmanuel BUCHOT y Encarta.

Fotos de los países de América para visitar

Imagenes de los Estados Unidos

Imagenes Estados Unidos

Fotos Informaciones

Imágenes de Canadá

Fotos de Canadá

Fotos Informaciones

Fotos de los países europeos para visitar

Imágenes de Turquía

Turquía

Fotos Informaciones

Fotos de la República Checa

República Checa

Fotos Informaciones

imágenes de Hungría

Hungría

Fotos Informaciones

Fotos España

Fotos España

Fotos Informaciones

Fotos de Croacia

Fotos de Croacia

Fotos Informaciones

Fotos de Alemania

Alemania

Fotos Informaciones

Fotos de Portugal

Portugal

Fotos Informaciones

Imagenes de Grecia

Imagenes de Grecia

Fotos Informaciones

Fotos de Inglaterra

Inglaterra

Fotos Informaciones

imágenes de Holanda

imágenes Holanda

Fotos Informaciones

Imágenes de Dinamarca

Dinamarca

Fotos Informaciones

Información sitio web